Archive for the ‘Pref. Kanagawa (神奈川県)’ Category

Lavado de cara al Gran Buda de Kamakura

Una de las principales atracciones de Kamakura, una de las antiguas capitales de Japón, es el Gran Buda de Kamakura, situada dentro del recinto del templo Kōtokuin. Este Daibutsu está al aire libre, expuesto a los elementos. Es por eso que se ha iniciado un proceso de restauración.

La mala noticia para los turistas es que el daibutsu actualmente está envuelto por un andamio que no permite verlo. La buena es que no se trata de un simple lavado de cara, si no que se está realizando un trabajo a fondo en este Tesoro Nacional, el primero en 55 años. En la primera fase, que durará hasta principios de Febrero, se ha examinado la estructura utilizando incluso Rayos X pera estudiar la patina de esta estatua del siglo XIII y los posibles efectos de la brisa salina del océano. La segunda fase, que está prevista que acabe el 10 de marzo, será una limpieza a fondo de la estatua. También está previsto revisar un aislante sísmico instalado para proteger la estatua.

Foto: The Mainichi

Foto: The Mainichi

Foto: The Japan News

Foto: The Japan News

Actividad sísmica a la zona de Hakone

Estas últimas semanas han surgido diversas noticias relacionadas con las fuerzas de la naturaleza que una vez más han demostrado que su poder es imprevisible y demoledor, así que la noticia de la actividad sísmica en la zona de Hakone, seguramente pasará desapercibida por ser insignificante en medio de tanta destrucción. Aún así, quiero destacarla por el hecho de que representa una gran diferencia respecto a otro caso (Ontakesan), relativamente reciente, en el que una erupción no demasiado espectacular, causó aún así numerosos muertos por imprudencia.

La zona de Hakone es una zona muy concurrida, situada cerca del Mt.Fuji, generalmente se incluye en cualquier visita organizada a la montaña más famosa de Japón, aunque cada vez es más habitual entre los extranjeros visitarla de forma individualizada (para los japoneses es una zona habitual desde hace mucho). La zona está llena de puntos de interés histórico, natural y cultural, y por eso aun fue más importante actuar cuando, en plena Golden Week, el período vacacional más importante para los japone4ses, la actividad sísmica alrededor del Mt.Hakone se incrementó de forma espectacular, llegando a medirse movimientos de fuerza suficiente como para ser notados por los seres humanos. En estos días se llegaron a registrar hasta 266 movimientos (10 de mayo), aunque la mayoría fueron imperceptibles, registrándose tan solo seis de fuerza suficientemente elevada para ser notados.

Foto: Asahi Shimbun

Foto: Asahi Shimbun

Pero como medida de prevención, el 6 de Mayo finalmente se elevó la alerta, ordenándose la evacuación total de una zona de 300m de radio alrededor de Owakudani, una zona que desprende gases volcánicos de forma espectacular y que alimenta muchos de los famosos onsen de la zona. Con el paso de los días esta orden se ha ido modificando, ampliando y reduciendo la zona según parecía que evolucionaba el fenómeno, básicamente con la intención de permitir las actividades mínimas necesarias para el mantenimiento de los establecimientos de la zona. Entre las indicaciones podríamos destacar la obligatoriedad de llevar casco, chaleco corporal, máscara respiratoria y un escudo de plexiglás para poder acceder a muchas de estas zonas (para evitar así muchas de las causas que causaron un buen número de muertos en la erupción del Ontakesan).

Pero parece que la imprudencia humana (o los intereses económicos), son más poderosos que cualquier medida de protección, y el mismo 10 de mayo una zona muy próxima estaba atestada de visitantes para ver los espectaculares jardines del Hotel Yama, donde florecen 30 tipos distintos de azaleas. Este hotel está situado en la orilla Sur del lago Ashinoko, a muy pocos kilómetros de Owakudani.

Foto: Asahi Shimbun

Foto: Asahi Shimbun

XX Aniversario del Museo del Ramen

Hoy he leído que el Museo del Ramen de Yokohama, del que ya os hablé en otra ocasión, cumple 20 Años. A este veterano centro de propagación de la cultura del ramen le han seguido otras iniciativas similares, como el Raumen Stadium de Hakata, o en la propia Yokohama del Museo Nissin, dedicado en exclusiva a los productos de esta marca, una de los principales productores de ramen instantáneo.

Como ya dije en su día, el Museo del Ramen tiene dos partes, una que nos explica la historia del ramen en la que también podemos conseguir todo lo necesario para hacer un perfecto ramen, desde los utensilios hasta los ingredientes, y una segunda en la que, dentro de un ambiente muy especial, podemos degustar las especialidades en ramen propias de diversas partes del país.

XXAniversari01

Pero, a pesar que no seamos conscientes de ello, la contribución más grande que debe haber hecho el museo del ramen en estos veinte años es que desde que he empezado a escribir este artículo no ha hecho falta que diga ni una sola vez qué es el ramen. Por que todos sabéis qué es el ramen, ¿no? Y supongo que ya nadie piensa en él como un simple recurso adecuado para solteros sin ninguna habilidad en la cocina, ni como forma barata de llenar el estómago para la gente con pocos recursos. Porque este era el concepto que se tenía del ramen en los años 90 en casi todo el mundo, e incluso en el propio Japón. Fue con sitios como este, en el que se mostraba la verdadera riqueza de sabores y matices según el tipo de ramen, que la mentalidad de la gente empezó a cambiar. Desde el tonkotsu ramen, hecho con caldo de cerdo, a los cálidos cuencos lleno de un caldo a base de miso propios de la zona de Hokkaido, todo el mundo empezó a descubrir los motivos por los que actualmente es un plato tan internacionalmente conocido y deseado como el propio sushi.

El museo abrió sus puertas en 1994 con la misión, dicho en las propias palabras de su presidente Masahiro Nakano, “de propagar el ramen por el mundo”. Hoy, veinte años después, el museo ha recibido más de veinte millones de visitantes y ha sido testigo del resurgimiento de este plato como sensación culinaria mundial. De hecho, incluso los propios responsables del museo se han sorprendido por el éxito, que posiblemente ha sido tan grande en buena parte gracias a los visitantes de otros países. No en vano, solo el año pasado lo visitaron más de 150.000 extranjeros.

Para la popularización del ramen sin duda su contribución ha sido fundamental, pero no habría sido posible sin la intervención de otros factores, como la locura por recuperar los platos locales, o el establecimiento de diversas cadenas de restaurantes de ramen, que alejaron la imagen de sitios poco recomendables en que se servía anteriormente. Y con esto también llegó la calidad, uno de los elementos que desde siempre ha caracterizado el museo.

En estos momentos, en el museo pueden degustarse los ramen de restaurantes como Komurasaki, de la Prefectura de Kumamoto, que representa el estilo propio del Sur de Kyūshū, con el caldo de cerdo del tonkotsu ramen; Ryu Shanghai de la Prefectura de Yamagata, con unos fideos muy gruesos y una base de miso picante; o los tsukemen (fideos que se mojan en una salsa) del restaurante Ganja de la Prefectura de Saitama. Y como auto proclamado custodio de la historia del ramen, incluso han recreado las cocinas de Kamome Shokudo, un conocido puesto para comer ramen de Kesennuma, en la Prefectura de Miyagi, que fue destruido por el tsunami del 11Marzo.

Algunos de vosotros supongo que ya habréis visitado el museo, pero os recomiendo que, como me gustaría hacer a mí, sui podéis repitáis la visita, ya que los restaurantes se van renovando. De hecho, solo el 20% de los locales llevan al menos 10 años, y solo el 3% más de 20. De hecho, hace poco que disponen incluso de un restaurante europeo, Muku, de la localidad alemana de Frankfurt, propiedad de un japonés que vive en ese país y que utiliza la misma harina que se utiliza para hacer los durum, y una mezcla de especias propia de Alemania conocida como sieben.

Castillo de Odawara (小田原城)

odawara02

Muchos castillos japoneses han sufrido grandes destrucciones a lo largo de su historia, tanto por causas naturales (incendios, terremotos, etc.), como a causa de su función defensiva (destrucción en guerras), pero muchos también sufrieron mucho por razones políticas. Y es que durante la Restauración Meiji se destruyeron o dejaron de mantener adecuadamente muchos castillos. Algunos, como el de Matsumoto, pudieron conservarse en parte gracias a esfuerzos particulares, pero de los que actualmente podemos ver en pie, la mayoría son reconstrucciones hechas después de la segunda guerra mundial.

odawara06

El castillo de Odawara tiene una gran importancia histórica. El lugar ya se utilizaba como posición defensiva durante el período Muromachi, y a partir de 1495 estuvo controlado por cinco generaciones del clan Hôjô. El castillo resistió los ataques de Uesugi Kenshin y Takeda Shingen, pero cayó ante Toyotomi Hideyoshi en 1590, pasando a la familia Toklugawa, que lo cedió al clan Okubo. Durante la Era Meiji fue desmantelado y en 1960 se reconstruyó, convirtiéndolo en museo.

El castillo que podemos ver actualmente es una reconstrucción bastante completa de la torre del homenaje y diversas puertas y murallas, aunque en su conjunto es más pequeño de lo que era en sus momentos de gloria. La torre actualmente es un museo en el que se pueden ver objetos y escenas de la vida en sus momentos de máximo esplendor. Y los jardines, además de las reconstrucciones de puertas y murallas, son un magnífico lugar para pasear, especialmente durante la primavera, pues hay numerosos Sakura, y es habitual que se instalen puestos de comida y otras atracciones. También es recomendable dar la vuelta alc astillo siguiendo los fosos, bajo los Sakura que también abundan a lo largo del recorrido.

odawara01

odawara05

El acceso a los jardines y su entorno es gratuito, pero para entrar a la torre hay que pagar entrada. La verdad, el museo es relativamente interesante, pero no es imprescindible, así que según el tiempo de que dispongáis, lo cansados que estéis de ver objetos de la era samurai, o de cuantos miles de entradas hayáis pagado hasta ese momento, podéis decidir si lo visitáis o no. Si no lo hacéis tampoco os perderéis nada imprescindible.

Información importante:

  • Lugar: castillo de Odawara (Odawara – Pref. Kanagawa).
  • Entrada: 360円.
  • Cómo llegar: a Odawara se puede llegar fácilmente en tren (shinkansen kodama), y después puedes llegar paseando al castillo (de hecho es recomendable hacerlo así, pues el paseo vale la pena).
  • Álbum de Flickr: Castillo de Odawara

odawara03

odawara04

Castillos japoneses (日本の城)

Una de las estampas más características para el turista que visita Japón es sin duda los castillos, herencia de una época a la que tantas y tantas películas de samuráis nos han transportado, y que a muchos nos gusta revivir en vivo y en directo siempre que sea posible.

Bansho

En Japón hay centenares de castillos, pero desgraciadamente, la mayor parte no son más que cuatro piedras que tan solo sabes que son las ruinas de un castillo por que te lo dicen, no por que llegues a ver ninguna estructura que sea reconocible. Si lo pensáis con calma, teniendo en cuenta las guerras, las fuerzas de la naturaleza (terremotos e incendios, básicamente) y las técnicas de construcción más utilizadas, posiblemente acabemos sorprendiéndonos de que todavía queden tantos.

En cualquier caso, tengo localizados aproximadamente unos cincuenta castillos que se pueden identificar fácilmente como tales (aunque en muchos casos solo queda la torre principal), muchos de ellos considerados tesoros nacionales. En este blog ya he hablado de la mayoría de los que he tenido la suerte de visitar, que no representan ni la mitad de los que tengo localizados. Como he dicho en estas ocasiones, muchos de los castillos que siguen en pie son reconstrucciones parciales realizadas en tiempos modernos, y en muchas ocasiones utilizando técnicas modernas de construcción, lo que hace que tan solo tengamos la engañosa sensación de estas viendo un castillo original, a pesar de estar hecho de hormigón.

rutaHimeji01

Matsumotojo02

Osakajo05

Dentro de la campaña “12 meses, 12 temas”, tengo la intención de dedicar el mes de Julio a los castillos, hablando de aquellos que todavía no han encontrado su lugar en este blog, como el castillo de Kanazawa o el de Nagoya. Si revisáis los artículos anteriores sobre castillos publicados en este blog, o seguís leyéndome a lo largo de este mes, la lista completa de castillos que encontraréis es:

Evidentemente, no es una revisión exhaustiva de todos los castillos que se pueden visitar en Japón, ni tan solo de los más representativos o conocidos (faltan algunas joyas como el de Kumamoto, por poner solo un ejemplo), pero si todos los que he conseguido visitar hasta ahora, que es la premisa con la que estoy escribiendo este blog desde sus inicios: “hablar solo de lo que tengo una experiencia de primera mano”.

A %d blogueros les gusta esto: